Mi experiencia en el Metro de Santo Domingo

0
73

El caminar apresurado de la mayoría, evocaba mis tiempos en los trenes de Estados Unidos donde hay que correr para poder a la hora requerida, pero aquí no se justifica.

En el Metro que va desde Villa Mella a La Feria y desde el km. 9 a Mega Centro no se saluda, se pide un asiento de forma descortés y para ceder el asiento todos se miran y lo piensan, aunque finalmente se paran, mientras la seguridad y empleados observan a los ciudadanos como sus subalternos.

Lo que pude observar en mi recorrido en el Metro.

1 – Muchos pasajeros deben asearse mejor

2- ser más más amables

3- Los adultos deben cuidar más a los menores

4- Que deben cuidar sus palabras » una joven decía le decía a una compañera de estudios que estaba con un marido ajeno y todos la observaron»

5- En la parada Peña Gómez hay que ser luchador, al igual que en la Juan Pablo Duarte.

6- Actualizar que en la Eduardo Brito no se termina el recorrido.

7 -El transfer es tedioso

8- Debe haber ruta alimentadora

9 -De quien sería la brillante idea de crear una brisa artificial que le hace creer los pasajeros que le espera el frío de la 42 St cuando realmente le espera una carro público destartalado, una guagua voladora compitiendo con otra, un motorista calibrado por la acera y unos haitianos con un coche de bebé donde venden de todo.

10- El partido de gobierno jura que son los dueños del metro y lo venden como un atractivo para ganar votos.

Pueden agregar más porque sé que el recorrido de día no es suficiente.

 

Por Carlos Brito

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí